Encontraron un cuerpo cerca del aeropuerto de Barcelona y sospechan que se trata del argentino investigado por el crimen de su hijo

La Policía de España encontró un cadáver que podría corresponder a Martín Ezequiel Álvarez Giaccio, el argentino que mató a su hijo en un hotel de Barcelona para vengarse de la madre con quien había roto la relación días antes.La policía catalana trabaja junto con el instituto forense para terminar de certificar científicamente la identidad…

encontraron-un-cuerpo-cerca-del-aeropuerto-de-barcelona-y-sospechan-que-se-trata-del-argentino-investigado-por-el-crimen-de-su-hijo

La Policía de España encontró un cadáver que podría corresponder a Martín Ezequiel Álvarez Giaccio, el argentino que mató a su hijo en un hotel de Barcelona para vengarse de la madre con quien había roto la relación días antes.

La policía catalana trabaja junto con el instituto forense para terminar de certificar científicamente la identidad del cuerpo.

Álvarez Giacco, un economista argentino con ciudadanía española que estudió en la Universidad de Barcelona y había trabajado en el sector financiero,​ está acusado de haber asfixiado a su bebé en la habitación 704 del hotel Concordia, sobre la Avinguda del Parallel de Barcelona, el 24 de agosto.

Desde entonces, la policía catalana -los Mossos d’Esquadra- y la nacional lo buscan rastrillando la zona de Montjuic y los alrededores del aeropuerto El Prat de Barcelona donde, según la versión de un taxista que asegura haberlo dejado en la Terminal 1, se pierde todo rastro.

Las cámaras de seguridad del hotel, sin embargo, registraron el momento en el que Alvarez abandona la habitación, donde luego sería encontrado, debajo de la cama, el cuerpito de su hijo de dos años y nueve meses. Lo habría asesinado para castigar a su mujer, de la que se había separado, por voluntad de ella, hacía pocos días.

La puerta entrada a la casa donde vivía el argentino Martín Ezequiel Álvarez Giaccio con su familia. Foto: Cézaro De Luca

La policía local hizo un llamamiento a la colaboración ciudadana y difundió la foto de Álvarez para ayudar a localizarlo desde el día del crimen.

Con el paso de los días, el dispositivo de búsqueda se intensificó y la policía catalana difundió diferentes retratos del sospechoso por si este hubiese cambiado su aspecto físico.

Ezequiel Alvarez Ciaccio, el argentino prófugo en España acusado de haber matado a su hijo.

Las últimas pistas sobre su paradero lo situaban en el aeropuerto del Prat. A pesar de que en un principio se creyó que pudo haber escapado al extranjero, las imágenes de las cámaras de seguridad lo captaron saliendo del aeropuerto en dirección al municipio de Prat de Llobregat.

Por eso, los efectivos habían desplegado un amplio dispositivo de búsqueda en las zona aledañas al aeropuerto para localizarlo.

En los últimos días, y después de que el sospechoso no hubiera dado señales de vida ni se hubiera puesto en contacto con ningún familiar, la policía estableció como principal hipótesis que Álvarez Giaccio se había suicidado.

La vía de escapeDías atrás, las cámaras de seguridad del hotel de Barcelona donde se hospedaba Álvarez Giaccio captaron el momento en que escapa de su habitación y salta una reja para darse a la fuga.

Vestía una remera gris, jeans y zapatillas rojas. El video, difundido por el medio español 20minutos, resultó clave para la investigación.

Todo apunta a que fue la propia madre la que alertó a la policía de que el padre se había llevado al niño y después recibió mensajes amenazadores del hombre, del que estaría en proceso de separación, con un “te arrepentirás”.

Si se confirma la incriminación del padre en los hechos se trataría de un caso de violencia vicaria, aquel en el que el hombre busca dañar a la mujer a través de los hijos. En el 30% de los casos de violencia vicaria, los asesinos de sus hijos se acaban quitando la vida.

Fuente: La Vanguardia

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA