Fernández, crítico: “Algunos casi celebraban las muertes y nosotros hacíamos lo imposible por evitarlas”

El presidente Alberto Fernández afirmó hoy que “hay formas de ver la política y de encarar el futuro: algunos casi celebraban las muertes y nosotros hacíamos lo imposible por evitarlas y trabajamos incansablemente” para superar la pandemia de coronavirus.La frase fue dicha durante un acto de entrega de viviendas del Plan Procrear, en el partido bonaerense de…

fernandez,-critico:-“algunos-casi-celebraban-las-muertes-y-nosotros-haciamos-lo-imposible-por-evitarlas”

El presidente Alberto Fernández afirmó hoy que “hay formas de ver la política y de encarar el futuro: algunos casi celebraban las muertes y nosotros hacíamos lo imposible por evitarlas y trabajamos incansablemente” para superar la pandemia de coronavirus.

La frase fue dicha durante un acto de entrega de viviendas del Plan Procrear, en el partido bonaerense de Merlo, en el que el mandatario se preguntó “por qué alguien quiere privar a 11 mil familias de sus casas”, al aludir al programa lanzado en el 2014 por el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner y abandonado en la gestión de Mauricio Macri.

“El 70% de la obra pública estaba paralizada y habían dejado de pagar todo”, remarcó el Presidente, y cuestionó a Cambiemos porque, dijo, “dejó a la Argentina sin infraestructura”. Asimismo, Fernández manifestó la necesidad de que el Estado tenga injerencia en la construcción de viviendas. “Es el Estado el que hace que una vivienda sea accesible porque el mercado no lo hace”, dijo y reivindicó el mensaje de Eva Perón de validar los “derechos que se merecen”.

¿Cuánto vale la verdad?

Tu apoyo es fundamental para nuestro futuro.

Las viviendas entregadas en Merlo forman parte de un proyecto que comprende casi 400 unidades habitacionales, así como créditos para la construcción de la línea Casa Propia.

Acompañaron al presidente el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof; el ministro de Desarrollo Territorial y Hábitat, Jorge Ferraresi, y el intendente local, Gustavo Menéndez.

El jefe de Estado entregó en la ceremonia las llaves de su vivienda a familias beneficiarias del Desarrollo Urbanístico de Plan Procrear de ese municipio, que en una primera etapa estará habitado por 120 de las 375 unidades funcionales que comprenden el proyecto.

También se firmaron préstamos a tasa cero para la construcción de la línea Créditos Casa Propia a las familias que fueron seleccionados a través del sorteo del mes de mayo, quienes recibirán la certificación para poder comenzar a construir sus nuevas viviendas.

Además, se rubricó con el intendente de la ciudad entrerriana de Concordia, Alfredo Francolini, el acta para comenzar a construir un Desarrollo Urbanístico Procrear II que prevé la realización de 602 casas con una inversión de aproximadamente 4.000 millones de pesos.

En modo campaña, Fernández cargó contra la oposición y en especial contra Macri. “Hay formas de ver la política y de encarar el futuro: algunos casi celebraban las muertes y nosotros hacíamos lo imposible por evitarlas y trabajamos incansablemente para superar la pandemia de coronavirus”, manifestó, para luego remarcar la negociación de la deuda que realizó su gestión el año pasado.

Fernández convocó hoy “a la épica del día después” y a tener confianza en la “recuperación” de la Argentina y advirtió que la administración de Mauricio Macri le dejó al país una deuda “cercana a los 70 mil millones de dólares” que su Gobierno negoció “con firmeza” y logró que en una década el país “ahorre más de 30 mil millones de dólares”.

Kicillof, por su parte afirmó que el Gobierno va a “reconstruir el país reconociendo derechos, llevando obras adelante, con producción y trabajo”. “Donde hay una necesidad, hay un derecho; y donde hay un derecho, hay un argentino y una argentina que merecen tener justicia social”, dijo el mandatario.

Recordó que cuando se lanzó el programa Procrear, durante su gestión como ministro de Economía y la presidencia de Cristina Fernández de Kirchner, la mandataria pidió poner en marcha algo similar al histórico “Plan Eva Perón de viviendas” y destacó que entre 2012 y 2015 se construyeron “más de 200 mil soluciones habitacionales”.

“Este es un plan que se pensó también para crear empleo porque la de la construcción es una de las industrias más interesantes: no sólo crea fuentes de trabajo directas, de quienes participan en la obra; sino indirectas, de quienes hacen cerramientos, instalaciones eléctricas o colocación de tanques de agua”, graficó.

Luego, Kicillof analizó que “la obra pública es virtuosa porque reconoce derechos y brinda trabajo” y cuestionó que durante el Gobierno anterior “las obras de viviendas estuvieron paradas”.

En ese marco, criticó que “una ex gobernadora”, en alusión a María Eugenia Vidal, “le quiere enseñar al ministro de Salud, Daniel Gollan, cómo lidiar con la pandemia, cuando él lo hizo no desde un escritorio, sino embarrándose para evitar muertes”.

También resaltó que la precandidata de la lista de diputados del Frente de Todos Victoria Tolosa Paz trabajó “para que nadie se quede sin un plato de comida ni los derechos básicos”. En este contexto dijo que los referentes de la oposición “tienen derecho a opinar, pero deberían ver si pueden explicar por qué los beneficiarios de estas viviendas durante 4 años se quedaron sin sus derechos”.