Celebran ratificación del Acuerdo Regional de Escazú

El Acuerdo Regional de Escazú establece garantías sobre el acceso a la información, la participación pública y el acceso a la Justicia en asuntos ambientales en América Latina y el Caribe. La organización Amnistía Internacional celebró hoy la aprobación en el Congreso del Acuerdo Regional de Escazú, que establece garantías sobre el acceso a la…

Celebran ratificación del Acuerdo Regional de Escazú

El Acuerdo Regional de Escazú establece garantías sobre el acceso a la información, la participación pública y el acceso a la Justicia en asuntos ambientales en América Latina y el Caribe.

La organización Amnistía Internacional celebró hoy la aprobación en el Congreso del Acuerdo Regional de Escazú, que establece garantías sobre el acceso a la información, la participación pública y el acceso a la Justicia en asuntos ambientales en América Latina y el Caribe.

“Argentina dio un paso histórico para la lucha contra la crisis climática y la reducción de los conflictos socio-ambientales”, señaló Mariela Belski, directora ejecutiva de Amnistía Internacional Argentina, a través de un comunicado de prensa.

La Cámara de Diputados aprobó esta madrugada, con 240 votos a favor aportados por el Frente de Todos, Juntos por el Cambio, y bloques provinciales, el proyecto de ratificación del Acuerdo Regional sobre el Acceso a la Información, la Participación Pública y el Acceso a la Justicia en Asuntos Ambientales en América Latina y el Caribe, conocido como “Acuerdo de Escazú”.

Belski sostuvo que “el tratado es una herramienta para promover el acceso a la información sobre proyectos que contaminan o que potencian el cambio climático y para procurar poner fin a los frecuentes ataques contra personas defensoras del medio ambiente en nuestra región”.

De los 33 países que integran la región, solo 22 firmaron este tratado, aunque hasta no obtener la ratificación por parte de 11 de los estados firmantes, el Acuerdo de Escazú no entrará en plena vigencia.

El Acuerdo de Escazú fue adoptado en marzo de 2018 en Escazú, Costa Rica, y firmado en septiembre de ese año en el marco de la Asamblea General de Naciones Unidas en Nueva York, Estados Unidos; y desde entonces se esperaba su aprobación en el país.

Se trata del primer tratado ambiental a nivel regional que busca promover los derechos de la ciudadanía de acceso a la información, la participación pública en cuestiones que la afecten, y la justicia en asuntos ambientales.

A su vez, es el primero en el mundo que establece de manera vinculante garantías para proteger a quienes defienden los derechos humanos en temas ambientales, debido a que América Latina y el Caribe es la región donde más personas son asesinadas por año por realizar esa tarea, según Global Witness.

“El Acuerdo de Escazú garantiza a mi generación que no se sigan tomando decisiones a nuestras espaldas que pongan en riesgo nuestro futuro”, dijo Nicole Becker, cofundadora de Jóvenes por el Clima Argentina y representante por la Argentina del Acuerdo de Escazú.

Según el documento de Amnistía, la efectiva implementación del Acuerdo de Escazú en América Latina y el Caribe “significará un paso hacia la consolidación de la democracia ambiental y el fortalecimiento de los derechos de las personas a vivir en un ambiente sano y a un desarrollo justo, sostenible e inclusivo”.

Fuente: Agencia de Noticias Télam

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *